Artículos

Subastas de dudas

Subastas de dudas

  • 24/02/2014
  • Correo Farmacéutico

Especial Genéricos. La autoras analizan las repercusiones negativas de las subastas de fármacos para la industria y para los pacientesLa Junta de Andalucía pensó que había encontrado la panacea para el ahorro del gasto farmacéutico con la subastas de medicamentos, y todo parece indicar que sigue creyendo en ellas como la solución a sus problemas. Vamos por la tercera (se plantea ya la cuarta) y todas han estado envueltas en polémica. ¿Los motivos? Siempre los mismos: desigualdades en la asistencia sanitaria, que depende de la autonomía donde resida el paciente; utilización del precio como único criterio de adjudicación; falta de suministro de los medicamentos adjudicados a distintos laboratorios, y lotes desiertos que no han recibido ninguna oferta.El Gobierno ha llevado las anteriores subastas ante el Constitucional y seguramente volverá a hacerlo al creer que hay un conflicto de competencias y que se está dando una situación de desigualdad entre pacientes de distintas autonomías. Desde el Servicio Andaluz de Salud se culpa al Gobierno por su intervención, achacándole la falta de ahorro dejado de obtener por la falta del éxito esperado de las subastas. Al margen de dimes y diretes, los ciudadanos están pagando los ahorros impuestos por uno y otro gobierno. La falta de suministro es otro caballo de batalla cuya repercusión afecta a los ciudadanos y a la industria. La mayoría de laboratorios cree que estas medidas están perjudicando al sector y son muchos los que no han querido participar en la última subasta por pensar que la elección de un único proveedor puede ocasionar desabastecimientos. En la tercera subasta algo menos de la mitad de los fármacos no han llegado a las farmacias ni a los mayoristas. La falta de apoyo de la industria se ha visto en las adjudicaciones: no se han presentado ofertas para más de un 60 por ciento de los principios licitados. Algunas de las empresas adjudicatarias ya lo han sido en anteriores convocatorias y han presentado problemas de suministro. En todos los casos de desabastecimiento, la responsabilidad de suministrar a las farmacias y a los ciudadanos recae en los laboratorios que distribuyen a precio más bajo. FALTA DE PREVISIÓNEsta falta de previsión de la Administración crea más problemas, ya que los laboratorios cuyo medicamento tenga el precio más bajo estarán obligados a suministrar el medicamento que el adjudicatario no pueda abastecer. Nos podemos encontrar con que los laboratorios de genéricos no pueden asumir las cantidades necesarias de fármacos solicitados para hacer frente a las condiciones de suministro exigidas por la Administración. En ese hipotético caso, ¿los laboratorios de genéricos que acuden al rescate serán sancionados por no poder garantizar el suministro? ¿Y los laboratorios que han firmado un contrato con la Administración garantizando el suministro de los medicamentos adjudicados no tienen responsabilidad?Desde la primera subasta se han producido sonados desabastecimientos, pero ¿cuántas sanciones se han impuesto por incumplimiento contractual o por no garantizar el suministro? Cabe preguntarse también cuál es el sentido de la subasta de medicamentos si no se consigue el ahorro esperado, no se beneficia a los pacientes y tampoco a la industria farmacéutica.Rosa Mar Arribas y Maria Cedó. Departamento de Derecho Farmacéutico y Sanitario de JAUSAS

The lawyers are "able to co-ordinate the work with firms abroad to make sure it goes smoothly," and goes on to highlight the firm's "reasonable fees, even in situations with partner involvement."

CHAMBERS & PARTNERS (2018)

"JAUSAS worked hard and made a good impression, I think they did their job well," reports one satisfied interviewee.

CHAMBERS & PARTNERS (2018)

Clients describe the team as "very good, quick, responsive and professional."

CHAMBERS & PARTNERS (2018)

The team is praised by clients for its "knowledge of insolvency matters and focus on finding solutions."

CHAMBERS & PARTNERS (2018)

"The team's ability to focus on the matters stands out. The lawyers understand the business and combine this with a high level of technical expertise." Another client enthuses: "We really enjoy working with them. The service is excellent."

CHAMBERS & PARTNERS (2018)